Poco más de un mes lleva Marisa Callejera ( izquierda en la foto) en el despacho de CMT Cuenca, lugar por el que transita poco dado que, siempre que puede, sale a la calle para seguir la actualidad. Ha pasado de becaria en CMT Toledo a delegada en nuestra ciudad en poco más de ocho años. La periodista evoca el esfuerzo y la superación de una vida profesional cubierta en su totalidad por el rojo cementero. Acudimos al encuentro para una entrevista y enseguida nos damos cuenta del buen rollo existente en la redacción. Callejera está terminando de montar una pieza, no quiere sentarse en el sillón de delegada; prefiere atendernos en la mesa de reuniones.

Con tan solo 29 años llegas a un puesto de máxima responsabilidad, ¿por dónde has pasado hasta llegar aquí? Llegué con 21 años a CMT como becaria de 4º curso de carrera. Luego enlacé con un contrato en prácticas de dos años hasta que llegué a la sección de región, que es donde he estado todos estos años hasta llegar a Cuenca. Durante este tiempo he hecho mucha política y reportajes de calle. Mi perfil es puramente de informativos, aunque también estuve dos años en el programa parlamentario «En Comunidad».

¿Cómo afrontas este nuevo cargo de delegada en Castilla-La Mancha TV en Cuenca? Es un paso hacia delante en mi carrera profesional. Lo acojo con humildad, ilusión y con la idea de seguir creciendo. En cuanto a la delegación, queremos estar cerca de nuestros pueblos, nuestra gente y costumbres además de potenciar una provincia con mucho que ofrecer.

-¿Qué grupo de trabajo has encontrado en esta delegación? Es un grupo muy cohesionado y que siempre está dispuesto a ayudar al de al lado. Aquí se trabaja en equipo de verdad. Además, el ambiente de trabajo es muy bueno y eso es importante para todos.


-Desde que llegaste se te ha podido ver en numerosas ruedas de prensa cubriendo la actualidad. ¿Necesidad o añoranza? Me gusta estar pegada a la actualidad, en cuanto puedo salgo a cubrir noticias. Haciendo esto apenas he notado un cambio con mi anterior puesto de trabajo.


-¿Cómo te sientes trabajando en Cuenca? La adaptación ha sido inmediata gracias a mis compañeros de redacción. En cuanto a las noticias en Cuenca la gente es más cercana y atenta que en Toledo. He podido comprobar que el carácter conquense es muy parecido al de mi pueblo, Villanueva de Arcardete (Toledo).


-¿Qué te ha parecido el cambio sustancial que ha sufrido RTV Castilla-La Mancha en los últimos meses? En esta nueva etapa hay muchas ganas de hacer cosas. Se quiere hacer la mejor televisión posible con los medios existentes apostando por una imagen de modernidad. También se han incorporado conexiones en directo desde las delegaciones y esto supone mayor protagonismo e integración para las mismas. Hay más producción propia y esto requiere también más esfuerzo para los trabajadores.

Comparte este post con tus amigos